Artnexus Artnexus
     
     
 
 



 

 
Reseña de Libros
Tantalo frente al estanque, la pintura de Arturo Montoto
Cuba : Editorial Letras Cubanas, 2002. 160 p.

ArtNexus #48 - Arte en Colombia #94
Abr -Jun 2003




Nelson Herrera Ysla


En poco más de 160 páginas hermosamente diseñadas, la Editorial Letras Cubanas ha dado a la luz a fines de 2002, un importante libro sobre el pintor cubano Arturo Montoto (Pinar del Río, 1953) titulado Tántalo frente al estanque, que incluye no sólo excelentes reproducciones de 56 óleos suyos sino, además, la selecta reseña crítica de varios autores, cronología, currículum, exposiciones y referencias sobre el artista, lo que puede considerarse un eficaz e inteligente resumen de una de las más sobresalientes trayectorias en el arte cubano contemporáneo.
Precedido el catálogo de obras en el volumen, de gran formato y magnífica impresión, por un ensayo evocador del escritor cubano Rufo Caballero, y un poema de Pablo Armando Fernández, podemos admirar óleos sobre lino, y 4 témperas sobre canson, fechados entre 1996 y 2002, que definen una poética visual coherente, orgánica y de una madurez rara vez alcanzada en los dominios de la pintura cubana reciente. Aun reconociendo que Cuba es un país de pintores, antes y después que la ola postmoderna inundara el espectro de galerías y museos en la isla con instalaciones, performances, intervenciones urbanas y técnicas de cruenta hibridez, la pintura ocupa ejemplarmente su lugar de la mano de Arturo Montoto y vuelve, si es que alguno creyó en su retirada, por sus fueros, dispuesta a reinstalarse en el mapa cultural de la isla con la misma fuerza que deparó tantas sorpresas y asombros desde la ya lejana década de 1940. Elementos arquitectónicos, frutas y objetos, componen una gramática singular apoyada en claros y oscuros cuya diversidad de planos contrastantes nos hacen pensar en una muy personal interpretación del barroco cubano que tanto dio que hacer en catedrales, palacios y mansiones de Cuba y Latinoamérica durante el período colonial.
Arquitectura y naturaleza, de base hiperrealista o fotográfica, sirven para organizar el discurso de este pintor formado en Cuba y en la antigua Unión Soviética, cuyas obras aparecen en colecciones privadas y estatales de el Caribe, Estados Unidos y Europa. Ambos elementos narrativos, iluminados desde una perspectiva teatral, por momentos irónica, en los que el uso constante de coloraciones ocres nos remiten a clásicos de la pintura universal, hablan de necesidades básicas del hombre, tanto en lo material como en lo espiritual, capaces de conmovernos en su honda sencillez estructural y en la pluralidad de significaciones que gravitan en cada pieza. Todo para alimentar el fuego de la poesía, inmanente a la obra auténtica.




 


 

Encuentre aqui toda la información de noticias ArtNexus.
 
  Busqueda Exacta


  Tipo
  Artista
  Autor